Jesús maría

Situada a solo 50 km al norte de la ciudad de Córdoba, Jesús María es una ciudad que palpita con la rica tradición e historia argentina. Ubicada en el antiguo Camino Real que unía el puerto de Buenos Aires con el Alto Perú, esta encantadora localidad está atravesada por el río Guanusacate, cuyo nombre significa «agua muerta» o «bañado» debido a su bajo caudal. Este río ha sido testigo del legado de los Sanavirones, quienes habitaron estas tierras hace más de 400 años.

En 1618, los Jesuitas llegaron para convertir la antigua estancia Guanusacate en la próspera Estancia de Jesús María. Este complejo productivo jesuita se destacó por sus sistemáticas acequias, molinos, viñedos y frutales, sirviendo para mantener los establecimientos administrativos y educativos de la Compañía de Jesús en Córdoba. La comunidad de Jesús María se enorgullece de su legado de trabajo y sacrificio, visible en cada rincón de la ciudad. Hoy en día, este sitio no solo invita a conocer la historia jesuita de Córdoba, sino también el nacimiento de Jesús María como poblado.

Además de su riqueza patrimonial e histórica, la pureza natural serrana se respira en la Reserva Natural Parque del Oeste. Con 60 hectáreas de naturaleza protegida, este parque es el lugar ideal para escapar del bullicio urbano. Hogar de más de 100 especies de aves, la reserva es bañada por las apacibles aguas del río Guanusacate.

Conocida también por sus «Meriendas Únicas», la ciudad ofrece una variedad de confiterías perfectas para disfrutar en cualquier época del año, especialmente después de un paseo en «bicicletas de alquiler», pensados para recorrer el destino de una forma diferente.

En cuanto a la gastronomía, Jesús María ostenta el título del «Mejor Asado del Mundo». Sus jugosos y tiernos cortes de carne, preparados con la leña de monte, que otorga un sabor único, son una experiencia gastronómica incomparable. La maestría de los asadores locales y la calidad de la materia prima hacen de cada parrilla una visita obligada.

Cada enero, Jesús María se convierte en el epicentro del verano cordobés con el Festival Nacional de Doma y Folklore, el evento más multitudinario de la región. Desde 1965, este festival reúne a visitantes de todas las provincias y de distintos países, con el objetivo de recaudar fondos para las cooperadoras de las escuelas locales. Durante diez días, artistas y jinetes muestran su valentía y talento en una celebración llena de música, danza y alegría popular.

Cómo llegar: Desde la ciudad de Córdoba, son unos 50 kilómetros directos por la Autovía Nacional N9. Desde el norte, se accede por la misma RN 9 norte, y desde Ascochinga por la RP E-66. También puedes llegar en colectivo con las empresas de buses Fonobus, Ersa.

Dónde hospedarse: Jesús María cuenta con una amplia variedad de alojamientos, incluyendo hoteles, residenciales, aparts, posadas, camping y hospedajes.

Gastronomía: Destacan sus parrillas, ideales para probar el Mejor Asado del Mundo acompañado de un buen vino. La ciudad también ofrece una vibrante actividad nocturna, con lomiterías, restaurantes, cervecerías artesanales y excelentes meriendas disponibles durante todo el año.

Oficina de turismo